28623000 Ajustable Soporte De Parojo Ducha mano con acabado en cromo de Grohe npizht2540-Shower Heads

(La Primera) Telenovelas
Antes de las telenovelas, el mundo estaba poblado por seres humanos.Mango Jardín productos 1 2 en medio. 20 lb. Vidrio Cristal reflecitive fuego

Estos seres humanos reían ante algo gracioso, lloraban cuando convenía a las circunstancias, leían en sus ratos libres y hasta pensaban cuando las cosas se ponían difíciles y había que tomar decisiones.

Un día, sin embargo, un sujeto llamado Emilio Azcárraga, estando en el monte Sinaí tomando fotos durante un tour repleto de japoneses, vio unas zarzas que ardían y oyó la voz de un ángel que le decía:

–Tú cambiarás al mundo para que el mundo no tenga que cambiar. Tú harás telenovelas.Cortina De Oso 3D corona Blockout Foto Impresión Cortinas Cortinas Ventana De Tela Reino Unido

El señor Azcárraga, que era el CEO de Televisa –o sea el Cable Mágico de la mafia asesina del PRI– regresó al D.F. y se puso manos a la obra.

La primera telenovela fabricada fue el noticiero de su cadena, el mismo que sería el modelo universal para la lobotomización indolora del respetable. Dirigido por el profeta Jacobo Zabludovsky, el noticiero de los Azcárraga era una maravilla: corregía lo sucedido, inventaba inauguraciones cuando éstas no se producían, rebobinaba lo mal hecho, enderezaba los discursos del presidente, aseguraba que el PRI era un partido político y juraba por los santos evangelios que Salinas de Gortari, por ejemplo, no había nacido en Dakota del Norte, como había sucedido, sino en Oaxaca, que Salinas jamás conoció sino por los informes de la policía después de una masacre.Berndes Set de 3 Ollas Batería Cocina Antiadherente 20 24 28cm Especial A los tres meses de ver todas las noches a Zabludovsky los mexicanos empezaron a babear, a decir que Texas siempre había sido anglo, y a rezarle a la estatua ecuestre de Porfirio Díaz. ¡La profecía se había cumplido!

Pero la profecía no se había cumplido completamente.Cortinas asiática juego de panel 2 para la decoración del hogar 5 Tamaños Disponibles Ventana Cortinas

Faltaban, claro, las telenovelas de a de veras.

El 9 de junio de 1958 Televisa secretó su primera obra de arte: “Senda prohibida”, que había sido radioteatro. Tenía todo lo que tendrían las telenovelas: un bastardo escondido, una malvada que era mala hasta cuando hacía pis, una niñita ingenua que terminaba en una cama de oro y un millonario que ponía la niña, la pinta y la cama. ¡La profecía seguía cumpliéndose!

Entonces vino “Muchacha italiana viene a casarse”, con Angélica María y Ricardo Blume, donde Giovanni Francesco, el millonario infaltable, termina casándose con la intrusa Valeria Donatti y todos felices comiendo perdices.Cortina De Foto 3D Amor Flor Blockout Impresión Cortinas De Tela Cortinas Ventana auClaro, en medio, ocurren cosas como terremotos de grado doce, asesinatos con clips, amores incumplidos, sueños deshechos y lluvias baratas de manguera de jardín. Fue la primera telenovela que Televisa estiró para que el negocio fuese más rentable, de modo que en los capítulos finales todo –excepto la estupidez– parecía transcurrir en cámara lenta.

A estas alturas de la marcha hacia el terral prometido, los mexicanos ya estaban convencidos de que sólo de rodillas se hacía la historia, sólo durmiendo se hacía patria y sólo viendo al Chavo del 8 se podía ser feliz. ¡La profecía!

Pero faltaban argumentos más bizarros, así que un día a los sucesores de Azcárraga, que también eran Azcárraga, se les ocurrió calmar a ciertos descontentos que habían sobrevivido a las hordas urbanas del PRI con un título que no podía fallar: “Los ricos también lloran”. ¿Ven qué ingeniosos? No es que sólo los pobres, o sea casi todos, lloraban. Es que los tipos como Azcárraga y como Slim también tenían glándulas de llanto.

“Los ricos también lloran” fue un éxito tan loco que los guionistas de Televisa, que cobraban diez pesos por página, recibieron la feliz noticia de que el público quería más y había que darle más. Y por supuesto que le dieron más: Verónica Castro, que ya estaba a punto de ser feliz después de tres años de transmisión, tuvo que volverse loca, dejar tirado a su hijo en un parque (sólo para reencontrarse con él quince años después). Aquí, desde luego, no sólo había un millonario: eran falanges de ricos las que desfilaban y todos ellos tenían mostachos tembleques, cigarreras de oro bamba y ese tono de dobladores de John Wayne que siempre cae tan bien.

–Pero falta una puta –dijo un Azcárraga que todavía hablaba–.

–Sí, falta una puta –dijo el equipo de guionistas al unísono.

Así que inventaron a La Colorina, que, como todo invento de Televisa and Bryce Corporation, era un plagio sacado de la televisión chilena. Lucía Méndez hizo de cabaretera aguardientosa que se casa con un millonario y después, de purita maldad, lo chantajea y le vende su hijo. (Como la historia daba para más, años después Televisa reciclaría a “La güera Salomé”, que era Colorina modelo 2001).

Para entonces ya el PRI mataba a sus propios candidatos (Luis Donaldo Colosio, que se quiso salir del libreto de los Azcárraga) y no se sabía dónde mirar: si a la pantalla o a la calle porque ambas terminaron siendo iguales. Sólo que en la calle te mataban de verdad y en los estudios de Televisa te mataban con balas de salva. Pero el resultado era el mismo: muerte cerebral.Roleta Zewnętrzna DAKEA SHR C4A 55x98

Se ha muerto un señor llamado Ernesto Alonso y han saltado unos a celebrarlo y a decir que las telenovelas han cumplido un rol positivo en estos páramos.

Bueno, permítaseme discrepar. Desde que ese Félix B. Caignet vomitó a Albertico Limonta y a sus dos madres –una blanca y otra negra, como en las damas–, las telenovelas han hecho una incuantificable contribución al proceso de convertir a grandes porciones de la población (de todas las clases) en seres que reniegan del homo sapiens, piensan dos veces al año (cuando compran regalos), creen que George W. Bush es iraquí y por eso anda en Bagdad como en su casa y están convencidos de que Alberto Fujimori ignoraba qué hacía su fiel y seguro servidor Vladimiro Montesinos.

La telenovela es –no como género sino como experiencia concreta– otro modo de deshumanizar a la gente.

Anuncios

28623000 Ajustable Soporte De Parojo Ducha mano con acabado en cromo de Grohe npizht2540-Shower Heads

(La Primera) Rocotos como turbinas
La señora Lourdes Alcorta puso las pesas de 70 kilos en su lugar, escupió el tabaco que tenía desde el día anterior en la boca, pateó al gato que quería frotársele en las piernas, y dijo, carraspeando:

–Que la APCI se ponga un rocoto ya sabe dónde pero que se apure en este asunto de controlar a Chávez y a las ONG comunistas que nos invaden.

Un periodista le preguntó qué pruebas tenía para hablar de las ONG comunistas, pero la señora Alcorta le cortó la viada bruscamente.Beghelli 19291 - Beg 19291 - Fórmula con 65 LED At Opticom 11w

–¿Quieres que te saque por la ventana de un sopapo, alfeñique de porquería? –preguntó–. ¿No has leído acaso La Razón? –añadió–.

Entonces la señora Alcorta leyó un editorial de La Razón, un enérgico texto que parecía inspirado en los manuales de la CIA, en la Escuela de Desinformación de Panamá y en los textos fundacionales de la DINA de mi general Pinochet y mi coronel Contreras.

Al terminar de leer, la señora Alcorta solicitó permiso para practicar en las barras paralelas otras dos horas mientras contestaba las preguntas que tuvieran a bien hacer los pocos periodistas que aún quedaban.

–¿Qué opina de Alan García? –le preguntó una practicante de voz tímida.

–Que es el mejor presidente de la República que Unidad Nacional ha tenido –dijo la señora Alcorta sin pensarlo dos veces.

–¿De Unidad Nacional? –casi tartamudeó la practicante.

La señora Alcorta se bajó por un momento de las barras paralelas, la miró compasivamente y agregó:

–Sí, de Unidad Nacional, que es el nuevo nombre de la vieja Apra, por si no lo sabías, hijita. ¿No sabías que nos hemos unido?

–¿Y el fujimorismo, qué papel cuenta? –intentó hacerse el audaz un egresado de la de Lima que ahora trabajaba casi gratis para el imperio macilento de los Miró Quesada.

–El fujimorismo es la sal de la tierra, don Mamón –dijo la señora Alcorta haciendo un gesto que sería difícil de describir pero fácil de reprobar.

–¿Qué quiere decirnos? ¿Que esta es una alianza ya de tres instituciones?Kits De Alarma De Seguridad Casa Gsm KERUI soporte de control de la aplicación muchos accesorios pueden comprar –preguntó solemnemente el reportero en vivo de RPP, la que muchas veces era, al igual que en Chile, la Radio Minería del dial nacional.

–¿Estamos en directo? –preguntó la señora Alcorta.

–Pues bien. Ante la agresión de Chávez, ante la amenaza de Irán y sus bombas atómicas, ante la labor de zapa de la Comisión de la Verdad, las fuerzas vivas y democráticas del Perú –es decir, Unidad Nacional, el Apra y Sí Cumple– han decidido cerrar filas y sostener la gobernabilidad.

–Han sido las palabras de la congresista Lourdes Alcorta –dijo el reportero de RPP–. Adelante ustedes.

La señora Alcorta aprovechó el corte de la transmisión en directo para escupir otra vez. Dos aureolas de atlético humor le brotaban de los sobacos.

–¿No hay ninguna pregunta sobre Majaz, mequetrefes? –preguntó, de lo más exquisita.

–¿Qué opina del asunto Majaz? –condescendió la practicante.

–Ese es el segundo rocoto que tiene que ponerse la APCI de Cucho Haya en salva sea la parte.Ebros Marfil Pintado iglesia cristiana ortodoxa griega Arcángel 5 De Alto ¿Qué espera la APCI para sacar del país a todos los curas Aranas que se oponen a la minería? ¿No les digo? ¡O rocoto o transfusión de huacatay! –exclamó.

–¿Y en el asunto de la alianza política de la gobernabilidad, no está la doctora Lourdes Flores? –preguntó un periodista de El Mercurio.

–La doctora Flores ha decidido solicitar una década sabática y se la hemos concedido –dijo la señora Alcorta sin mostrar ningún nerviosismo.

El periodista de El Mercurio sonrió con cierto aire de complicidad. No había nada que hacer, pensó: los peruanos cada día aprenden más.

–¿Y algún día tendremos patrulleros, al paso que vamos? –se atrevió una chica de “Ellos y ellas”.

–¿Y a ti qué te importa? –retrucó la señora Alcorta con el más sonoro de los desprecios. ¿Sabes cuánto tiempo hemos estado sin revisiones técnicas, sin Tribunal Constitucional, sin Fuerzas Armadas, sin ropa interior? ¿A qué viene tanto apuro?

–La gente se queja –repreguntó la chica de “Ellos y ellas”.

–La gente, la gente, la gente. Ya aburren hablando en nombre de la gente. No es la gente. Es La Primera, son los comunistas de toda la vida. Es Lévano. Intrada Italia Biscotti Frasco con ciruelas-MAJ1605Es Wiener. Son esos rojos aguafiestas.

–¿Pero los comunistas no es que habían muerto cuando les cayó el muro encima? –preguntó otro practicante, uno que trabajaba desde hacía diez almuerzos en uno de los periódicos más importantes de Lima.

La señora Alcorta se demoró fracciones de segundo en llegar hasta donde el practicante, sacudirlo de las solapas, abofetearlo a la española –arte que había empezado a practicar en el nido de requetés donde había pasado su infancia–, golpearle los testículos con la mejor de sus rodillas de pesista bielorrusa y, para coronarlo, cabecearle la parte más prominente de la nariz con lo más cóncavo de su frente de clases.

Cuando lo vio en el suelo, humillado y sangrante, hinchado y narigudo, volvió a escupir sobre el suelo charcoso del gimnasio.

–¿Eres caviar, verdad, cojudito? –preguntó.

Canal N había dejado de transmitir por fallas técnicas.

La señora Alcorta apareció esa noche dictando cátedra en el canal de Baruch Ivcher. Sólo escupió durante las tandas de los comerciales. Cuisinox POT-426 Super Elite cubierto horno holandés, de 7.4 litrosVolvió a advertirnos que con Chávez había que tener cuidado. Pero mucho cuidado. Y más cuidado con Lévano, eso sí.